Liderazgo: ¿Cómo potenciar tu cultura organizacional?

La Cultura de una organización es como el imán que atrae todo lo que un líder quisiera, aunque también, puede repeler lo que no desea: clientes, ventas, colaboradores comprometidos, ambientes agradables, entre otros.

Pocas empresas hacen esfuerzos para crear culturas fuertes de manera consciente. Por lo general, la cultura va tomando una forma definida a lo largo de los años pero sin que alguien, haya trabajado para que se de esa forma en particular.

Sin embargo, una fuerte cultura organizacional es lo que distingue a las grandes organizaciones de las que solo tienen un desempeño de nivel normal.

Para tener un éxito notable, es necesario crear una cultura que sea Extra-ordinaria, y para lograrlo, quiero compartir contigo 3 factores que pueden potenciarla!

1) Tradiciones!

Toda organización por pequeña que sea tiene historias que contar. ¿Cómo fueron sus comienzos? ¿Qué retos hubo que afrontar? ¿Qué victorias se han conseguido? Todas las historias forman parte de la cultura y es necesaria que sean transmitidas para que todos las conozcan.

Una historia tiene un poder extraordinario. Nos hace recordar o imaginar el cómo se ha llegado donde se está. Nos puede sacar una sonrisa o una lágrima. Las historias nos conectan con nuestras más profundas emociones.

Contar regularmente las historias de la compañía, empresa y/o institución, cada vez que sea oportuno, crea un fuerte lazo de unidad entre sus colaboradores. Los hace sentirse parte de algo grande y valioso. Este sentimiento de cercanía con la historia, hace que se profundice su compromiso con su trabajo y querer hacerlo con excelencia.

Los buenos líderes saben que las historias conectan, y es por eso que aprovechan cualquier oportunidad para volver a contar alguna historia que evoque una anécdota en particular y que haga sentirse orgullosos a todos los colaboradores de trabajan allí.

La próxima vez que se dé una reunión especial, bien sea formal en algún evento, o informal, vuelve a contar historias de la organización, o en todo caso, pide que se te cuente cómo han sido los comienzos de la empresa donde trabajas. Te aseguro que creará un fuerte vínculo entre tú y la organización.

2) Comunicación!

Los buenos líderes son comunicadores. No quieren andar solos por allí dándole vueltas a la cabeza acerca de lo que es necesario hacer. Saben que para lograr cualquier meta importante, es vital que todos dentro de la organización participen. Por eso, viven comunicando constantemente las metas, valores y visión de la organización con todo aquel que se cruzan en el camino.

¿Quieres que algo importante quede en la mente de tus colaboradores? Entonces hay que comunicarlo de manera verbal y no verbal cada vez que se pueda. La mejor forma de hacerlo es a través del ejemplo. Si tu deseo es que todos hagan un trabajo con excelencia, entonces haz tú primero un liderazgo de excelencia.

La comunicación efectiva es aquella que no solo se transmite de manera consciente sino que también de modo inconsciente. Cada detalle cuenta. No es suficiente hablar de la visión, es necesario vivirla cada día en los pequeños detalles.

Un gran líder comunica aun cuando no está presente. El mejor ejemplo es Steve Jobs, que aún luego de su muerte, su filosofía de liderazgo y visión, seguía presente como si estuviese aun dentro de Apple.

Si quieres potenciar tu cultura, es hora de comunicar la filosofía de la organización en todos los lugares, una cultura de 360° donde cada uno de los que trabajan dentro, sean directivos o personal de limpieza, tengan claro de dónde vienen y hacia dónde se dirigen como organización.

3) Liderazgo!

“Todo cae o se levanta con el liderazgo” John C. Maxwell. Si quieres dar en el blanco, debes aprender de los mejores, y el Dr. Maxwel es uno de los mejores en lo que ha liderazgo se refiere.

El liderazgo puede hacer que todo vaya rápido hacia la meta, o que vaya lento, y peor aun, que nunca se llegue.

Los líderes efectivos viven su liderazgo en cualquier situación y en cualquier momento. No es una “capa” que se colocan dependiendo de las circunstancias. Una fuerte cultura está ligada directamente a un fuerte liderazgo. Un liderazgo que no está exclusivamente reservado a los altos cargos sino que se ha transmitido a todas las áreas y departamentos de la organización.

Para tener un liderazgo que potencie la cultura, los líderes deben tener un deseo ardiente de ser mejores líderes cada día y buscar su auto-formación mediante libros, audio-libros, conferencias, cursos de capacitación y la orientación de un buen mentor.

Al buen liderazgo se llega con el tiempo y solo lo mejor preparados podrán aprovechar todos los beneficios que éste les produce. Un líder con una cultura de liderazgo sólida internamente podrá expresar un liderazgo fuerte hacia afuera y así potenciar la cultura de la organización.

¿Quieres atraer lo mejor a tu organización? Aspectos como clientes satisfechos, mayores ventas, menor ausentismo laboral, ambientes de trabajo más saludables, entusiasmo y compromiso por parte de los colaboradores, entre muchos otros, encara la necesidad de potenciar tu cultura organizacional.

Empieza a contar las historias, comunica coherentemente un mensaje de excelencia y crea un liderazgo fuerte que sea evidente en todas las áreas de la organización y estarás potenciando tu cultura a niveles superiores.

Haz que tu cultura sea el mejor imán para atraer lo mejor a la organización!

_____________________________________

Publicado en catalisisliderazgo.wordpress.com

http://catalisisliderazgo.wordpress.com/2014/06/08/liderazgo-como-potenciar-tu-cultura-organizacional/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s